Primer lugar en Nuevos Talentos 2022 para alumnos UAQ

Por Redacción.

Gracias al desarrollo de un biosensor y una aplicación para dispositivos móviles destinados a la detección de daño renal, Cristian Eduardo Flores Arreola y Andrea Soledad Parrales Argueta, alumnos de Ingeniería Biomédica de la Facultad de Ingeniería, ganaron el primer lugar del concurso “Nuevos Talentos Científicos y Tecnológicos” 2022 del Consejo de Ciencia y Tecnología del estado de Querétaro (Concyteq).

La iniciativa -en fase de desarrollo- consiste en un multisensor colorimétrico no invasivo para detección de urea y creatinina, ambos biomarcadores de daño renal; posteriormente, con ayuda de la app desarrollada por los universitarios, se procesan imágenes para determinar la concentración de estos.

 

El proyecto tuvo el financiamiento del Fondo para el Fomento de la Cultura Emprendedora 2022 y contó con la asesoría del Dr. Juan de Dios Galindo de la Rosa.

“Buscamos dar una opción asequible para el monitoreo de la insuficiencia renal crónica, de la cual se reportó una prevalencia del 12.2 por ciento y 51.4 muertes por cada 100 mil habitantes en México en 2017, son cifras preocupantes”.

“Además, hoy cuesta 800 dólares tratar un paciente con diálisis. Por eso es importante su detección temprana para evitar complicaciones y con ello elevar los gastos”, comentó Andrea Parrales.

Actualmente, para el monitoreo de la insuficiencia renal se realizan análisis clínicos invasivos, los resultados no son inmediatos y son caros. A la par, se han popularizado los dispositivos portátiles para seguimiento de biomarcadores en tiempo real y, por su diseño, no requieren de una capacitación previa.

En este sentido, Cristian Flores explicó que las señales de biomarcadores se obtienen de biofluidos como sudor, orina, saliva o lágrimas, reaccionan con tintas cromogénicas -una desarrollada por el equipo- y cambian de color para ser medidos por el dispositivo, el cual tiene varios canales que proporcionan distintos colores relacionados con las concentraciones.

“Los valores colorimétricos se envían a la aplicación a través de una foto (…), a fin de que una vez tomada la imagen del cambio de color del dispositivo -es como una plaquita- la aplicación, te dé las concentraciones y el análisis”, detalló Flores Arreola.

Ambos universitarios coincidieron en que participar en el concurso “Nuevos Talentos Científicos y Tecnológicos” de Concyteq fue una experiencia enriquecedora para su formación universitaria, por la interacción que tuvieron con compañeros e investigadores de otros campus, a la par que desarrollaron un proyecto que brinda una respuesta a una problemática social: el monitoreo de la insuficiencia renal.

“Este proyecto es un gran desafío, porque en la actualidad todavía no existe tecnología parecida, es un nivel de innovación y aprendizaje enorme. Vivimos en un tiempo en el que el crecimiento de la tecnología e introducción de esta en la vida cotidiana es tal que se ha popularizado cada vez más”.

“Agradecemos a nuestro asesor y a las doctoras Vanessa Vallejo Becerra y Alejandra Álvarez López, también al Centro de Investigación y Desarrollo Tecnológico en Electroquímica y al Dr. Abraham Ulises Chávez Ramírez, porque sin ellos no habría sido posible”, concluyó Cristian Flores.